martes, 5 de julio de 2011

Regulación de Internet en El Salvador: ¿Tiene el pobre derecho a Internet?

Buscando estadísticas del acceso a Internet en El Salvador pensé en la entidad encargada de las telecomunicaciones: la Superintendencia General de Electricidad y Telecomunicaciones (SIGET), a donde llamé para saber si tenían ese tipo de datos que vale la pena analizar. Cuando hice contacto con un funcionario de la misma, me explicó de una forma muy sincera que en El Salvador no existe ninguna normativa que regule -ni los obligue, pensé- sobre cuestiones relacionadas con Internet, y que lo único que hacen es colaborar en alguna opinión que la Defensoría del Consumidor les hace respecto de temas de conexión de Internet unidas al servicio de telefonía, nada más. Me dispuse a usar la red y encontré datos de latinobarómetro 2010, en la parte de "Uso de Internet en América Latina" encontraron que el 59% de los encuestados dijo no haber utilizado nunca el correo electrónico o haberse conectado a la red, sólo un 6% sí lo ha hecho, frente a un 13% que lo usa todos los días. Chile es el país que lleva la delantera, pero un 42% nunca se ha conectado, argentina con 46% y Venezuela con un 48%, que nunca se han conectado. En Paraguay un 74% dice no haberse conectado nunca, en Nicaragua, 71%, y en Honduras un 70%. Pero el porcentaje que nos interesa es un 64% de personas en El Salvador nunca se han conectado. 


El Salvador es el país que menos usa Internet, junto a Honduras, con 13 y 12% respectivamente. Se llevan la delantera en este rubro Argentina y Chile. Sólo 19% de los ciudadanos de la región usan Facebook, 13% Yiutube y 9% Windows Live.


En El Salvador para el año 2010 el 64% de la población nunca usó Internet, sólo el 7%. El 13 % lo usó para buscar  información; el 14% usó el correo y messenger; 11% usaban facebook, y sólo 9% se conectaba desde la casa.


Argentina seguro será el país con gente mejor informada, ya que el 43% utilizó la red para buscar información, por arriba de Chile y Perú. Los países menos informados en el 2010 a través de Internet fueron El Salvador y Honduras. El Salvador contaba con un poco más de 975 mil usuarios de Internet a Septiembre de 2009 y para marzo de 2012, más de 821 mil personas estaban ya en Facebook.


Poco sabemos de los precios de acceso a Internet en otros países, pero en El Salvador navegar a 1 Mgb/s cuesta $25 americanos, un precio sumamente elevado para un país e vías de desarrollo, donde a la población no le alcanza ni para la canasta básica.  Siendo más de 6 miloones de habitantes, sólo el 16.1% tiene acceso a Internet, pero un Internet caro, y muchas veces las operadoras no cumplen con el servicio prometido, y no hay ley ni entidad que los regule, por esa razón vemos promociones de acceso a Internet de banda ancha, que es la utilizada por usb móviles, que engañan a la población que desconoce cómo funcionan las tecnologías de la comunicación.


Hemos consultado personas que han comprado Internet móvil de la empresa Claro,y han dicho que es super lenta, se desconecta a cada rato y no tienen dónde quejarse. Basta leer los blogs o foros de discusión donde los usuarios se quejan de que los "estafan" con ese servicio, que es más lento que la velocidad que proporcionaba el acceso telefónico de antes a Internet, con los módems telefónicos. 


Necesitamos una ley que regule los servicios de la sociedad de la información para que las operadoras que actúan sin ley que los regule, den un servicio de calidad y a la velocidad prometida, y precios bajos para que el derecho de Internet sea eficaz, ya no es un lujo, es un derecho y fundamental. El Estado debe de dar acceso inalámbrico en las ciudades a todos los salvadoreños y salvadoreñas, empezando por todas las escuelas públicas de El Salvador. Todos tenemos derecho a Internet.


Los países menos desarrollados, tienen los más costosos precios de acceso a Internet, en cambio los países desarrollados, los más bajos. Esto no tiene sentido, o más bien sólo tiene sentido para quienes se enriquecen a costa de países donde las normas legales son suaves e ineficaces, o inexistentes, como El Salvador que carece hasta de un reglamento que fiscalice las operadoras de acceso a Internet. Ya una ley es un sueño lejano de alcanzar.


En Europa Occidental y Asia Pacífico, el acceso a 1 Mb/s ronda los 3 o 4 dólares, en América Latina, promedia los $16 Americanos. ¿Cómo es posible que en El Salvador cueste aproximadamente $25?, ni mencionemos el precio de tener 4 Mb/s, (casi $100), algo muy bueno está escondido para estas empresas, y algo muy malo para la población salvadoreña tener que renunciar al derecho fundamental de Internet por no tener dinero suficiente. ¡Pobre el pobre que no tiene derecho a Internet!


Por Boris R. Solórzano, Presidente de INDATA.-

No hay comentarios.: